Inicio Envianos tu relato Top relatos Nuevos relatos Buscador Contacto

Tu cuenta

Registrese gratis
Categorias

Autosatisfaccion (92)
Azotes (20)
Confesiones (48)
Control mental (60)
Cybersexo (128)
Dominacion (443)
Embarazadas (85)
Enanas (3)
Erotismo amor (26)
Exhibicionismo (168)
Famosas (3)
Fantasias eroticas (161)
Fetichismo (154)
Flechazos (32)
Gays (294)
Heterosexual (918)
Incestos (377)
Infidelidad (297)
Intercambios (193)
Jovencitos (56)
Lesbianas (194)
Maduras (171)
Masturbacion (203)
No consentido (76)
Orgias (196)
Otros (49)
Primera vez (67)
Sadomasoquismo (193)
Sexo anal (26)
Sexo oral (8)
Transexuales (172)
Voyerismo (29)
Zoofilia (259)

Paginas amigas
Ok juegos
Bombilla
Que chistes

Estrenos online
Busco porno
Agregar web

Que fotos
Peliculas
Contactos personales
Porno busco
Emule porno
Chicas
Creidas
Juegos online
Peliculas cine
Series online
Peliculas cine

+ Añadir tu web

 
Suscríbase!
Reciba trucos gratis en su e-mail. Indique su e-mail y presione suscribirme.




Categoría: Maduras
Valor de este relato: 3.54
Enviado por: Alejandro Brix


Valora este relato erotico


Muy bueno

Bueno

Medio

Malo

Muy malo

La señora de la comida


Lo que les voy a contar me paso hace un año aproximadamente cuando por motivos de trabajo me quede sólo en casa mientras mi familia se encontraba lejos de la ciudad, todo comenzó cuando la señora que me traía de comer me empezó a gustar, ella es una mujer madura de aproximadamente unos 50 años de edad, es divorciada, amiga de mi familia, tiene unos hijos que ya no viven con ella, es de baja estatura, piel morena, delgada, con un trasero no muy grande pero si bien formado, en cuanto a la parte de arriba no es muy generosa, sus senos son pequeños y un poco caídos por su edad, pero lo que me encanta de ella es que viste muy sensual, siempre viste con minifalda y medias o pantimedias y eso me vuelve loco, ella se dedicaba a hacer comidas y repartirlas, por las tardes recogía los trastes y cobraba cierto día que me llevo la comida hasta mi casa note que vestía muy rico y me atreví a decirle que se me hacia una mujer muy guapa a lo que ella se sonrojó y sólo me dejo la comida y se fue, más tarde regreso por los trastes y a la hora de pagarle se le resbalo una moneda y se agachó por ella y cual fue mi sorpresa que ella se empino totalmente y yo moría de ganas de darle un arrimón pero todo quedo en una erección que ella notó y sólo sonrió y se fue. Siempre le decía piropos y me portaba muy bien y muy gentil con ella, porque ella se volvió mi fantasía sexual unos meses atrás.
Días más tarde en una vez que ella fue vestida muy sensual como acostumbraba note que ella actuaba diferente conmigo, se portaba más agradable y muy coqueta y no aguanté más las ganas y le intente robar un beso, pero ella se alejó y medio molesta me dijo que recogería los trastes por la tarde, eso me puso muy pensativo, creí que se abría molestado, pero no le di importancia y mi sorpresa fue que al llegar la tarde llamo a mi casa y al tocar la puerta y yo salir a abrir, vestía un largo abrigo que le cubría de cuello a pies y me dijo: vengó por los trastes.. y la hize pasar, pero yo iba cerrando la puerta cuando ella se desprende del abrigo y me deja ver una minifalda negra que le llegaba arriba de las rodillas, unas pantimedias negras, zapatillas y una blusa negra, y yo con mi cara de sorprendido me quede sin palabras a lo que ella respondió pegandose a mi y me beso muy rico, mi fantasía con ella se estaba cumpliendo y no me demore para agarrarle de sus piernas, posteriormente sus nalgas y le halze una pierna y me la pegué a mi cuerpo, nos estábamos besando cada vez con más pasión cuando no aguanté más y la desvesti muy bruscamente, ella sólo decía que aprovechara el momento y gemía muy poco, yo lentamente hacia movimientos sexuales que noté que a ella le prendían porque noté que sus pezones estaban muy erectos, le bese el cuello, sus senos, su ombligo, y cuando estaba por quitarle la falda ella se detuvo, me dijo que no estaba bien, mi familia la conocía desde mucho tiempo y que nos llevabamos mucha ddad de diferencia y eso era motivo para detenerse, yo le recordé que me encontraba sólo por unos 15 días más y que no nos podíamos echar para atrás a lo que ella no muy convencida del todo acepto y me permitió hacerle un oral, eran unos labios un poco arrugados pero si muy húmedos y con un bello púbico también semi mojado, eso me prendió y me empeze a alocar más y ella lo notaba y dejo aún lado todos los prejuicios de edad y eso y empezó a disfrutarlo, porque noté como se relajaba y como sus piernas se abrían hacia mi. Después de uno 10 minutos de yo hacerle placer a ella, sólo sonrió y me dijo que le tocaba a ella, para lo que se agachó y empezó a hacerme oral a mi, era una mujer muy experimentada, con ganas de sexo y que la chupaba muy rico, así estuvo unos diez minutos hasta que me gano y me corrí en ella, en su boca, no se lo trago, se lo embarro por todo su cuerpo incluidas sus pantimedias y su calzón que no se había quitado, descansamos un poco en la sala y ella se vistió y se fue pero antes de irse y con un dulce beso me dijo que si me portaba bien, para la otra ocasión me dejaba penetrarla a lo que yo me quede prendido y con más ganas de ella, se fue a su casa y yo me quede en la mía, y así termina esta historia que me anime a contarles porque quería decirle a alguien como cumplí mi fantasía con ella y como siguió mi relacion con esta hermosa madura que cada vez me gusta más... Posteriormente contare mis demás encuentros con ella, espero le guste.. .


Envía este relato erotico a tú amigo/a
Tu e-mail:
E-mail de tu amigo/a:
Recibir relato erotico en mi e-mail.    



 




 

Relatos eroticos verdes, relatos sexuales porno, relatos porno, relatos xxx, relatos gratis de sexo.
Historias verdes, historias eroticas, relatos gays, relatos pornos y hablados, relatos de incesto, relatos de sexo filial, cuentos eroticos, relatos cortos y muy sexuales, historias porno de jovencitos, relatos pornograficos, relatos de violaciones, relatos eroticos de travestis.